Innovación y la gerencia de proyectos

Este par de términos se mencionan reiteradamente pero de manera independiente y pocas veces se relaciona como innovar en la gerencia de los proyectos.

La innovación por lo general está relacionada con el desarrollo de un nuevo producto o la adopción de una nueva tecnología. Estas características son válidas para un tipo de innovación, que es la relacionada al producto. Sin embargo, el Manual de Oslo, uno de los documentos más completos y detallados sobre la medición de la innovación en el mundo, hace referencia a los diferentes tipos de innovación que existen, estos son: en producto, en proceso, en mercadeo y en empresa. El relacionado en este escrito será el de innovación en proceso.

Dicho manual define la innovación en proceso como “la introducción de un nuevo, o significativamente mejorado proceso de producción o de distribución. Ello implica cambios significativos en las técnicas, los materiales y/o programas informáticos”.

¿Cómo se puede relacionar esta serie de argumentos con la gerencia de proyectos?

En la gerencia de proyectos podemos identificar dos grandes fases, la planeación y la ejecución. Dentro de cada fase hay una serie de actividades relacionadas y bastante documentación que reflejan esta actividad de la Gerencia de Proyectos como un proceso detallado y de gran complejidad, hasta el punto de certificar cada vez a más profesionales en los métodos y mejores prácticas.

Ahora bien, si estamos proponiendo una innovación en la gerencia de proyectos, debemos justificar por qué hacerlo. La razón salta a la vista. Pese a los principales avances, a las mejores prácticas y a los desarrollos tecnológicos más utilizados, es común encontrar proyectos que no terminan en la fecha inicialmente prometida, incumpliendo las especificaciones al cliente y con una rentabilidad menor a la esperada. Esto quiere decir que la realidad no está pidiendo una forma diferente de administrar la gerencia de los proyectos.

Cadena Crítica es una aplicación de la teoría desarrollada por el físico israelí, Eliyahu M. Goldratt, que es bien conocido por su novela empresarial “La Meta” y que en el 2014 cumple tres décadas de publicada. La gerencia de proyectos con Cadena Crítica o CCPM por sus siglas en inglés (Critical Chain Project Management) busca aplicar conceptos básicos de la estadística, el pensamiento sistémico y los conceptos de flujo, para proponer una secuencia alternativa a la manera tradicional de planear y ejecutar proyectos.

Dentro de las características básicas de CCPM, encontramos:El uso y gerencia de un modelo predictivo de consumo de tiempo. El cual se utiliza mediante el cálculo del tiempo transcurrido y el tiempo de la cadena de actividades dependientes teniendo en cuenta los recursos. Esta serie se actividades es lo que se conoce como Cadena Crítica, y el cálculo y administración del tiempo se denomina Gerencia del Amortiguador.

Estimaciones de tiempos agresivas pero alcanzables. Mediante un proceso de planeación y explicación del modelo de gestión, los miembros del equipo aceptan estimaciones de tiempo agresivas pero cumplibles teniendo en cuenta que las variaciones que lleguen a aparecer serán soportadas por una protección global, el Amortiguador del proyecto.

Herramientas para superar la variabilidad. La metodología desarrollada por el Dr Goldratt, incluye lo que él denominó Procesos de Pensamiento, los cuales permiten resolver conflictos de manera metódica y desarrollar planes de acción en consenso. Estos procesos son pieza fundamental para la ejecución de proyectos y planes de recuperación,  en el caso de enfrentarse con obstáculos durante el desarrollo de actividades programadas.

Un entorno de colaboración. Por la manera de programar y ejecutar los proyectos tradicionalmente, cada persona busca cuidar el desempeño de su propia actividad de manera aislada, lo que promueve los óptimos locales; este modo de operación generalmente entorpece y lastima al óptimo global, es decir, el adecuado cumplir del proyecto y su triple restricción; entregables, tiempo y dinero. Cadena Crítica brinda la visibilidad, el enfoque y las herramientas necesarias para tener el control permanente y la posibilidad de tomar acciones como equipo ejecutor en donde el beneficio global prime para todos los recursos de miembros y se logre establecer un genuino trabajo en equipo.

Esto sería muy difícil de implementar con la tecnología (humana y computacional) existente, lo cual obliga a utilizar medios complementarios y nuevos paradigmas en la gestión integral de los proyectos. Esta es la explicación del porque CCPM es un verdadero proceso de innovación, enfocado al mejoramiento en el desarrollo de proyectos y facilitador para la gestión humana dentro de los mismos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *